Noticias Frontera Fund

5 Razones para Terminar con las Detenciones de Inmigración

Illegal Migrants are placed in holding facilities before they are returned to Mexico.

(Más 5 Soluciones Alternativas)

Por 13 meses, Josué se marchitaba en las cárceles de inmigración, donde fue abusado física y verbalmente, antes de ser deportado a México. Miles de inmigrantes languidecen aún por años en las condiciones inadecuadas de estos centros de detención, costándole a los contribuyentes de los Estados Unidos mucho dinero.

La cantidad de personas en detención se ha convertido en un problema grave, de tal manera que el periódico New York Times ha hecho un llamado al gobierno de los Estados Unidos para terminar con esta práctica. Aquí estan las razones por las cuales las organizaciones de derechos humanos estan de acuerdo:

1. Es increiblemente caro.
La detención de inmigración cuesta de $120 a $160 dólares por persona, por día, costando a los contribuyentes un total $2 billones de dólares al año. El costo promedio de programas “alternativos de detención” se calculan alrededor de $6 dólares por persona, por dia.

2. Es cruel y está por debajo de los valores Americanos
La organización No Más Muertes presentó una investigación en un documento titulado la “Cultura de la Crueldad” donde describe el maltrato en las instalaciones de detención. Diez por ciento de los individuos dijeron que los agentes los habían abusado físicamente. La gran mayoría recibieron cantidades inadecuadas de agua y alimentos. Muchos fueron hacinados en celdas, sometidos a temperaturas extremas, amenazados de muerte y forzados a escuchar canciones de personas que murieron en el desierto, durante 24 horas al día.

“La detención de inmigración es profundamente traumatizante para los individuos”, dijo Lauren Dasse, la directora ejecutiva del Proyecto Florence de Derechos de Inmigrantes y Refugiados – Florence Immigrant and Refugee Rights Project. “Muchos de nuestros clientes frecuentemente son víctimas de trauma severo o se sienten perseguidos… Los costos psicológicos de la detención pueden dejar un impacto duradero, aun para aquellos que finalmente ganan casos de inmigración y obtienen protección en este país.”

3. Niega a los individuos “Debido Proceso”.
El detenido promedio espera 599 días para que su caso sea escuchado por un juez de inmigración. En Phoenix, la espera es de 1,050 days. Parte del problema es que ICE y Customs & Border Protection obtienen aproximadamente $18.7 billones al año, mientras que las cortes sólo reciben $347 millones. 80,000 personas trabajan para ICE y CBP, pero sólo hay 260 jueces de inmigración. El resultado es un atraso de casi 442,000 casos pendientes.

4. Es especialmente traumatizante para las familias
“Existen muchos asuntos psicológicos derivados de poner niños- incluso bebés y niños pequeños – en las cárceles de detención-,” dice Wendy Feliz, directora de comunicaciones de la organización American Immigration Council.

La detención de inmigración puede causar en los niños ansiedad, depresión, síndrome de estrés post-traumático, tendencias suicidas, y regresión de progreso académico y de desarrollo de lenguaje. Esto aparte del trauma que hayan pasado, que muchas madres e hijos sufren, de haber huído de abuso sexual, amenazas de muerte de pandillas que han matado a los miembros de sus familias en sus países de origen.

En el año 2009, el gobierno de los Estados Unidos paró de enviar  familias al centro de detención de Hutto en Texas, después de una demanda que la Unión de Libertades Civiles –ACLUelaboró acusando al centro de que los niños estaban siendo presos en condiciones inhumanas. En dicha demanda había alegaciones de abuso sexual en contra de madres, mientras que los niños eran forzados a usar uniformes de prisioneros en la escuela interna. Pero ante el reciente incremento de familias y niños de América Central buscando refugio, el gobierno ha abierto nuevos centros de detención familiar.

5. Es Innecesario.
La unica razón por que los inmigrantes son detenidos, es para asegurar de ellos se aparecerán el día de su corte en inmigración. Sin embargo, dice Wendy Feliz, “ellos no representan un riego de huida. Ellos vienen aquí porque quieren estar aquí. Así de que no se van a ir, y los porcentajes de presentación en corte son muy, muy altos.”

Por ejemplo, 92 porciento de los niños no detenidos se aparecen a su cita con la corte cuando son representados por un abogado. En el 79 porciento de los casos, los niños migrantes son puestos bajo el cuidado de un padre o guardián para aparecer en la corte.

Fotografia: US Customs and Border Protection

Fotografia: US Customs and Border Protection

5 Soluciones Alternativas

1. Eliminación de la cuota de ocupación de camas.
La ley Federal requiere actualmente que se ocupen 34,000 camas en los centros de detención en todo momento. Aún cuando ICE determina que los detenidos no representan un riego de huida, de todas maneras son encarcelados sólo para cumplir con la cuota. Eliminando la cuota, las decisiones de cada caso serán considerados en base a méritos legales, no a números que se tienen que cumplir.

2. Incrementar el número de jueces de inmigración
Hasta el 2014, cada juez de inmigración estaba manejando más de 1,400 “asuntos” por año – más del doble de casos que otros jueces federales. Algunos jueces de inmigración reportaron tener un promedio de 7 minutos para decidir en casos.

Si el gobierno incrementa la cantidad de jueces, los inmigrantes con los casos más sólidos podrían obtener alivio más rápido y empezar a apoyar a sus familias . Aquellos sin casos legítimos pueden ser enviados a sus países sin representar excesivo gasto de dinero de los contribuyentes, por el costo de ser detenidos por meses.

3. Eliminar la detención de familias.
Muchos expertos legales dicen que los centros de detención familiar son ilegales, violando los estándares de tratamiento de niños definido por el caso  Flores v. Meese. La detención traumatiza familias, cuando estos tienen menores porcentajes de huida. “Existen otras maneras de manejar los casos y esos no involucran encarcelar a niños de 4 años y a sus mamás,” dijo Wendy Feliz.

4. Determinar el riego de huida del individuo y supervisar adecuadamente
Los detenidos que no presenten riego de huida, o riesgo a la comunidad pueden ser dejados en libertad bajo fianza, bajo su propia responsabilidad. Aquellos que requieren más supervisión pueden ser asignados a un administrador de caso, que actúe similarmente a un oficial de libertad condicional, reuniéndose regularmente con los clientes para asegurar que ellos estén preparados y se presenten a su cita con la corte. Monitores electrónicos como los usados en los tobillos, pueden ser usados en casos limitados.

Conectar inmigrantes con bases comunitarias de apoyo
“El Proyecto  Florence aboga por… la liberación de individuos de centros de detención conectando dichos individuos con organizaciones que proveen residencia, apoyo y administración del caso”, dice Lauren Dasse.

Apoyo comunitario y administración de sus casos da a los individuos mejor acceso a consejería legal, asistencia médica, apoyo comunitario y otros recursos, mientra que provee cierto nivel de supervisión. Es tiempo de que maneras más humanitarias y legales sean usadas en el tratamiento de refugiados e inmigrantes, para que sea hecho de una manera más Americana.