Noticias Frontera Fund

5 Sorpresivas Revelaciones Sobre la Llamada “Operación Streamline”

CBP Border Patrol agent does a pat down of a Mexican being returned to Mexico.

Un nuevo libro sobre la Operación Streamline – el notorio programa que procesa penalmente hasta 80 indocumentados que cruzan la frontera de manera simultánea – acaba de ser lanzado, 10 años después de que se puso en marcha la iniciativa.

“Indefensible: Una Década de Encarcelamiento Masivo de Migrantes Procesados por Cruzar la Frontera” incluye entrevistas con los jueces, abogados e inmigrantes que participan en el rápido proceso penal que se lleva a cabo en Texas, Arizona y California.

Aquí están cinco de las más sorprendentes revelaciones:

1. El número de migrantes procesados es asombroso. Sólo en el 2015, la Operación Streamline ha procesado cerca de 70,000 personas – un promedio de 190 personas por día. Desde el año 2005, aproximadamente 730,150 inmigrantes han sido procesados por migración ilegal: 412,240 por entrada ilegal y 317,916 por re-entrada.

2. Se estima que el 99 por ciento de los acusados se declaró culpable sin tener un juicio adecuado. Se les acusa, se les hace aceptar su declaración de culpabilidad, y se les condena en cuestión de horas.

“En la sentencia, más de un juez ha dicho,’ Todos los clientes son los mismos, tienen las mismas razones para estar aquí. No necesito oírlo, ‘ “dice Donna Coltharp, el defensor público adjunto en el Distrito Oeste de Texas, en una entrevista contenida en el libro.

“Le pido a cada persona individualmente si quieren decir algo,” explica el juez de Tucson Charles R. Pyle. “Pero les hemos traído a la corte a las 3 a.m. cansados y asustados. Los hemos metido en un corral sin nada que comer, con excepción de unas barras de granola. Así que casi siempre nadie quiere decir nada. Si una persona tiene algo que decir, sin embargo, más del 20 lo harán también, y quiero escuchar lo que tengan que decir “.

3. Las sentencias pueden ser extremas. Si el acusado es un ofensor por primera vez sin ningún antecedente, el juez normalmente elege una sentencia de unas pocas semanas a seis meses en detención. Sin embargo, si la persona tiene antecedentes penales significativos o ha cometido un crimen de violencia, él o ella puede hacer frente a un aumento de 16 niveles, produciendo sentencias de hasta 10 años.

“La posible elevación de 16 niveles en la penalidad para casos 1326 (reingreso impropio) no tiene paralelo en ningún otro delito”, dice Chloe Dillon, una defensora pública federal de San Diego. “Se trata de una elevación de penalidades muy radical y tiene un efecto masivo en la sentencia.”

4. Presenta un costo desorbitado. Los autores del libro estiman que ha costado a los Estados Unidos más de $ 7 mil millones de dolares encarcelar a inmigrantes indocumentados desde 2005, cuando comenzó la Operación Streamline.

“Cuesta $ 30,000 encarcelar a alguien anualmente”, dice la defensora pública de Tucson Deirdre Mokos. “¿Cuál es el punto de todo eso? … Muchas personas están siendo procesadas porque tienen condenas por drogas anteriores. No son peligrosos “.

5. “El sistema no es visto como eficaz por la mayoría de los jueces y abogados que participan en el proceso día a día”, según el libro.

“Estos juicios no tienen ningún efecto para disuadir en absoluto”, afirma el juez Félix Recio, un juez  retirado de Brownsville, Texas. “Tal vez [las políticas duras] dan a las personas en los Estados Unidos un sentido de orden, pero no tienen un impacto real. La gente todavía está llegando diariamente. No sé lo que estos procesamientos penales han logrado, aparte de servir como fundamento para el crecimiento de los organismos gubernamentales “.

Los autores del libro recomiendan, en cambio, al Fiscal General y abogados en los estados fronterizos, de limitar los procesamientos penales de entrada y reentrada ilegales y dedicar recursos a procesar delitos que ponen en peligro la seguridad pública.

Además, los autores instan a la Comisión de Sentencias de los Estados Unidos a rechazar las enmiendas propuestas para aumentar las condenas por ingreso indebido y el reingreso, ademas de reducir las penas ya de por sí exorbitantes.