Archivos de Arpaio

El Juez Snow Ordena la Entrega de Evidecia del Posse de Arpaio

Fotosearch_k7265751
Stephen Lemons
Written by Stephen Lemons

El Juez Federal G. Murray Snow negó el viernes una moción del voluntario posse del Alguacil Arpaio, Mike Zullo, que solicitaba una orden de protección para 87 piezas de evidencia solicitadas en las audiencias de desacato a la corte de Arpaio.

El Juez Snow dió instrucciones a los abogados de los acusados de entregar los documentos, los cuales se relacionan a la controversial investigación de Seattle. Un registro de los documentos muestra que incluyen fotografías, videos y audios, además de otro tipo de documentación.

El Juez también negó la nueva petición de Zullo de retrasar sus declaraciones e interrogación por los demandantes, para que él pudiera contratar un abogado.

Aun así, al explicar su decisión, Snow ofreció unas palabras amables para el jefe posse, ya que había llenado esas mociones pro se (por él mismo), y se estaba representando así mismo en la corte, vestido casualmente en una camisa gris y sin corbata.

“Tú has hecho un buen trabajo presentando tus argumentos legales”, dijo el Juez, observando que Zullo había citado correctamente el caso en su moción de orden de protección, la decisión de la Suprema Corte de Justicia, United States v. Hubbell.

El Juez Snow dijo que la decisión de la Corte Suprema del año 2000 en  Hubbell dice que, “incluso el acto de producir documentos puede ser incriminatorio.”

Sin embargo, Snow dijo que había excepciones en Hubbell. Zullo ya había entregado los documentos a los abogados de Arpaio, John Masterson y Joe Popolizio de la firma de abogados Jones, Skelton, Hochuli.

El Juez dijo que no había un aspecto de auto incriminación cuando la firma Skelton cumpliera con la petición de entrega de documentos de los demandantes.

También porque Zullo previamente había hecho declaraciones de que él había sido individualmente activado por la Oficina del Alguacil del Condado de Maricopa (MCSO por sus siglas en inglés), para realizar la investigación de Seattle los documentos fueron hechos en el curso de la investigación “fueron creados por el MCSO.”

Entonces, Zullo “no tenía derecho personal para reclamar auto-incriminación” concerniente a los documentos, dijo Snow.

Zullo era uno de los 3 hombres asignados por Arpaio a la investigación de Seattle, la cual involucraba un informante confidencial pagado llamado Dennis Montgomery y una investigación concerniente en que si la CIA había cosechado ilegalmente los datos personales y financieros de 150,000 residentes del Condado de Maricopa, o una conspiración  anti-Arpaio que involucraba al Juez Snow y otros, o ambos.

Los otros dos investigadores, los detectives de MCSO, ya han testificado. Ellos y otros  testigos han descrito el acceso directo de Zullo al Alguacil Arpaio. De hecho, el Alguacil ha usado a Zullo en otras misiones, como la que comenzó en el 2012, cuando Zullo fue el líder en la investigación de la autenticidad del certificado de nacimiento del Presidente Obama.

Durante la investigación de Seattle, el MCSO cubrió los viajes de Zullo y le fue pagado $71 dólares de “per diem” por su tiempo en Seattle.

En relación a la petición de Zullo de retrasar las audiencias, el Juez Snow señaló que Zullo fue un testigo, no un acusado, aun cuando estuvo de acuerdo que “ el gobierno de los Estados Unidos podría acusarlo posteriormente,” ya que ni el Juez Snow o el fiscal de los Estados Unidos le iba a dar a Zullo inmunidad a cambio de su testimonio.

El Juez Snow también dijo que Zullo sabía el 21 de octubre, dos días antes de que él se presentara a declarar fuera de la corte con los demandantes, que los abogados Masterson y Popolizio no lo iban a representar, así que él tuvo tiempo de obtener un abogado.

Zullo tiene “información relevante”, y así su deposición debe continuar, le dijo Snow.

El 23 de octubre, Zullo se rehusó a testificar, invocando a la Quinta Enmienda en contra de su auto-incriminación, porque él dijo que no tenía un abogado y que él quería uno pagado por el Condado de Maricopa.

El próximo intento en presentar sus declaraciones fuera de la corte está programado para realizarse hoy lunes.

Snow le dijo a Zullo que, “Simplemente porque tú no tienes un abogado, no significa que no tienes derechos constitucionales”.

Lo que quiere decir que Zullo puede invocar el privilegio de la Quinta Enmienda otra vez.

Anteriormente, Zullo parecía un poco nervioso cuando él se dirigió a Snow desde el pódium al pedir una orden de protección.

“Obviamente yo no soy un abogado,” dijo él mirando hacia los abogados de los demandantes Stanley Young y Dan Pochoda. “hay poca oportunidad de que les gane a ellos.”

Pero él mantuvo la compostura cuando leyó una declaración preparada, la cual listaba las preocupaciones que tiene, sobre los comentarios del Juez Snow de que el Juez referirá a Arpaio y cuatro de sus subalternos al Fiscal general de los Estados Unidos, lo cual Zullo se refirió a “una nota amenazante” en el documento de corte que los demandantes presentaron en el caso, lo cual sugiere que leyes federales han posiblemente sido violadas durante el curso de la investigación de Seattle.

Zullo reclama que “esta situación es creada por la Unión Americana de Libertades Civiles y sus abogados,” y por ello se considera estar listado por posibles crímenes federales.

También señaló la reciente noticia de que el ex abogado de Arpaio Tim Casey había presentado una cuenta al condado de más de $ 116 mil, dólares cuando Casey fue ordenado a declarar contra su ex cliente, por lo que tuvo que conseguir su propio abogado.

“Casey es un abogado y es capaz de defenderse a sí mismo”, dijo Zullo. “Yo no lo soy.”

Zullo declaró que no podía permitirse “el costo de este tipo de representación compleja.” Dijo que recientemente se había acercado el condado directamente, pidiendo la representación pública, pero no había recibido respuesta todavía.

También le dijo al Juez Snow que su testimonio “no va a apoyar la hipótesis de la corte” sobre el caso.

Después que Zullo terminó, Richard Walker, abogado externo del condado, dijo a la corte que él había respondido recientemente a Zullo, explicando por qué el condado no iba a pagar por su abogado.

Walker dijo que era porque “no hay demanda civil válida en contra” del posse voluntario. Además, Jones, Skelton proporciona representación a los empleados y agentes de la MCSO “para fines de interés institucional, pero no como individuos.”

Acerca de la factura de Casey, Walker dijo que la solicitud de Casey hacia el condado para pagar por su abogado había sido negada por la Oficina del Fiscal del Condado, y que la reciente carta de Casey a la Junta de Supervisores era una apelación de esa decisión. (De hecho, eso parece confirmado por la carta).

Young, el abogado de los demandantes, dijo que los argumentos de los demandantes eran en las respuestas que habían presentado ante la corte. Añadió que el tribunal debe negar la moción de Zullo porque “él es un testigo, no es parte en este caso.”

Zullo dijo que si las cosas no salen como él quiere en la corte, se vería obligado a hacer una apelación “pro se” ante el tribunal del Noveno Circuito de Apelaciones pidiendo una suspensión de emergencia.

“Yo no soy un tipo ingenuo”, dijo en un momento dado, lo que indica que él le dijo a Jones, Skelton que la entrega de documentos no era “voluntaria”.

But in his order, issued shortly after the hearing, Snow disagreed with Zullo’s assessment.

Pero en su orden, publicada poco después de la audiencia, el Juez no estaba de acuerdo con la evaluación de Zullo.

“Aquí, el Sr. Zullo no se está obligado a hacer nada”, escribe el Juez Snow. “Zullo redactó los documentos en cuestión de manera voluntaria, antes de la emisión de la orden de comparecencia, y no era por obligación cuando entregó los documentos a los abogados de Jones, Skelton, y Hochuli Esos abogados están ahora obligados a presentar los documentos. Zullo no está obligado a hacerlo. Como tal, Zullo no tiene reclamo a la Quinta Enmienda en relación a la producción de estos documentos “.

Curiosamente, Arpaio no compareció en los procedimientos.

Después de la audiencia, Zullo declinó hacer cualquier comentario a los periodistas.

La próxima semana debe concluir el testimonio que queda en el juicio desacato de Arpaio. Zullo es último testigo de los demandantes. Él será depuesto hoy lunes y podría testificar en la tarde del martes.

La defensa tiene la intención de llamar a dos testigos: el capitán Russ Skinner de la División de Estándares del MCSO, y el Director Adjunto Jerry Sheridan, si los problemas de espalda que aquejan a Sheridan le permiten estar presente.

De lo contrario, la defensa puede llamar a un testigo reemplazo para Sheridan. Los argumentos orales de cierre en el caso aún no se han programado.

Publicado con permiso del Pheonix New Times.

Para una lista completa sobre los articulos relacionados con las audiencias de desacato a la corte de Arpaio, sigue esta liga.