Noticias Frontera Fund

Estas 3 Ciudades Tienen la Formula Perfecta en Inmigración

Fotosearch_k25304068

Ciudades Americanas pueden aprender mucho de estas innovadoras, prósperas y acogedoras metrópolis, de acuerdo con un nuevo estudio del Consejo Americano de Inmigración- American Immigration Council.

Nashville

Podrá estar a miles de millas de distancia de la frontera sur, pero la capital de Tennessee presume de su creciente población diversa, donde los inmigrantes componen el 29 por ciento de los dueños de negocios.

Para la comunidad inmigrante de la ‘Ciudad de la Música’, la cultura y conexiones están organizadas a través de Casa Azafrán, un grupo de organizaciones sin fines de lucro que ofrecen educación, empoderamiento financiero, servicios de salud, las artes y talleres.  Mexicanos, Peruanos, Indios, Somalíes, Americanos: Todos se reúnen y aprenden de unos y otros a través del menú de servicios del Centro.

Una de esas organizaciones sin fines de lucro, Conexión Américas, ofrece cursos en Español que dan a los inmigrantes las habilidades y el conocimiento que necesitan para lanzar un negocio. En 2014, 70 emprendedores aspirantes se graduaron del programa “Negocio Próspero”, el cual ayuda a nutrir 4 nuevos negocios o aquellos que recientemente se han expandido. Conexión Américas también tiene una cocina comercial comunitaria, Mesa Komal, la cual en el 2014 proveyó espacio a 14 emprendedores dedicados a los alimentos- incluyendo un puñado de camiones de comida multiétnicos.

El Centro Global de Educación de Casa Azafrán’s  ofrece clases de capoeira, tango y tambores así como bailes Africanos, Chinos e Indios.

Adicionalmente, la oficina del alcalde de Nashville creó un “Consejo Consultivo de los Nuevos Americanos” para ayudar a la comunidad inmigrante a conectarse con el gobierno de la ciudad.

Fotosearch_k19535817

 

 

Chicago

Camina a través de la “Pequena Villa” de Chicago, pasando murales cargados de color, vestidos de quinceañera adornando las ventanas de las tiendas y el olor de las tortillas recién hechas, y tu probarás el sabor que los inmigrantes le ponen al Oeste medio de los Estados Unidos. En la Ciudad de los Vientos, los inmigrantes hacen el 38 por ciento de los hombres de negocios pequeños (aquellos que están el negocio detallista, el de los hoteles, de comida y otros servicios a los vecindarios).

La ciudad está promoviendo el espíritu emprendedor con el “Plan de los Nuevos Americanos”, el cual busca eliminar las barreras para que inmigrantes entren en los negocios.  Reduce el número de licencias de negocio necesarias y las tarifas, para que los hombres y mujeres de negocio puedan hacer todo el proceso en unos pocos pasos. Esto beneficia no sólo a los inmigrantes pero a todos los emprendedores.

La Guía y Programa Multilingüe de Nuevos Restaurantes del Plan simplifica los procesos de solicitudes, zonificación y revisión de localidades, reduciendo el riesgo de los dueños de hacer costosos cambios de último minuto.

Chicago también ha establecido múltiples centros- adaptándose a las diferencias étnicas y culturales del vecindario- donde los aspirantes a emprendedores pueden aprender los detalles de la operación de un negocio.

Además, una serie de 5 exposiciones en el 2015, proveyeron oportunidades a las personas de negocio de relacionarse y consultar expertos en finanza, planeación, licencias e impuestos.

Fotosearch_k29002986

Dayton

No mucho después de que Arizona pasó la dura ley anti-inmigrante SB 1070, esta ciudad de Ohio abrió la puerta a los inmigrantes lanzando el plan Bienvenido a Dayton. “Comunidades a través de los Estados Unidos de América”, dice, “ están en una encrucijada: o dar la bienvenida e integrar a los nuevos residentes y ayudarlos en su camino a la ciudadanía, o seguir los estereotipos, miedos y conceptos equivocados que impiden el éxito futuro”.

El plan anima a los inmigrantes a vivir en Dayton, ayuda a las organizaciones de los derechos de los inmigrantes a trabajar juntos, y promueve el desarrollo de los negocios pequeños.

Para animar a la población indocumentada a sobreponerse al miedo de reportar crímenes, Dayton puso 30,000 dólares para ayudar a los inmigrantes a obtener Visas-U. Esas visas, que son para víctimas de crímenes, les dan a los inmigrantes indocumentados 4 años de permiso de trabajo, más la habilidad de solicitar la residencia permanente.

Adicionalmente, el Centro de Desarrollo de Pequeños Negocios de Dayton se reúne con emprendedores para asistencia individual en desarrollar sus ideas en empresas exitosas.