UNIÓN Americana de Libertades Civiles DE ARIZONA (ACLU de ARIZONA)

Desde su formación en 1959, ACLU de Arizona ha desafiado con éxito leyes inconstitucionales en Arizona que señalaron a las minorías. En 1960, ganó un caso judicial que revocó una ley estatal que prohibía los matrimonios multirraciales. Encabezó la defensa de Ernesto Miranda, que fue condenado por violación basada únicamente en su confesión policial. (El caso instituyó la advertencia Miranda que la policía debe leer antes de interrogar a presuntos delincuentes.) En 2007, ACLU lanzó y ayudó a litigar una demanda colectiva federal que hace historia, Melendres v. Arpaio. En un fallo de 2013, un juez federal conservador dictaminó que el sheriff Joe Arpaio y sus alguaciles estaban involucrados en perfil racial de latinos en paradas de tráfico, que el sheriff realizaba en un intento muy poco velado de hacer cumplir las leyes migratorias. El juez prohibió a Arpaio de hacer cumplir las leyes de inmigración, y ordenó un monitor de corte a embeberse en la oficina de Arpaio, con el objetivo de vigilar las conductas inconstitucionales que se llevan a cabo.

ACLU de Arizona también ha defendido con éxito los derechos de libre expresión de los jornaleros. Así mismo, ganaron un caso federal que revocó una ley estatal que negaba la libertad bajo fianza a los inmigrantes como inconstitucional. ACLU además fue parte del equipo legal que desafió la infame ley de Arizona SB 1070, llamada “sus papeles por favor”, que requiere que todas las autoridades policiales de Arizona hagan cumplir las leyes de inmigración. La mayor parte de la ley fue desmantelada y considerada inconstitucional por la Corte Suprema. Actualmente, ACLU está desafiando la orden ejecutiva de la gobernadora de Arizona, Jan Brewer, de negar licencias de conducir a los jóvenes inmigrantes llamados DREAMers que tengan permiso federal para permanecer en los Estados Unidos a través del programa de Acción Diferida (DACA). ACLU también es parte de un equipo legal desafiando una ley de Arizona que hace una felonía con pena de deportación el trabajar con documentos falsos.

En 2013, el ACLU de Arizona y San Diego unieron fuerzas para lanzar una oficina en Tucson que se enfocara en un Proyecto de Litigación de la Frontera. “Nosotros vimos la necesidad real de apoyo legal para luchar en contra de las violaciones a la Constitución que presenciamos en la Frontera”, dijo el director de comunicaciones Steve Kilar. “Desde su lanzamiento, nos hemos unificado con nuestras entidades afiliadas en la frontera – Arizona, San Diego, Nuevo Mexico y Texas.”

UNIÓN Americana de Libertades Civiles DE ARIZONA (ACLU de ARIZONA):  acluaz.org
UNIÓN Americana de Libertades Civiles (ACLU):  aclu.org